A medida que cambia la temperatura nuestras mochilas de montaña aumenta en tamaño y peso. A mayor peso más esfuerzo, con lo que sobre carga más nuestras articulaciones, tendones y músculos. Además permite una mayor seguridad al poder mover con mayor velocidad, minimizar perdidas de equilibrio y reducir cansancio. Que son factores que podría provocar un accidente de montaña.

Tenemos varias formas de aligerar el peso de la mochila. En este artículo nos enfocamos en la elección de material ligero en sustitución de las tradicionales.

Pongamos en el caso de un fin de semana en los Pirineos en Otoño que tendremos que cocinar y acampar a temperatura mínima de 7 ºC. Vamos a mirar los principales materiales que llevamos que tiene mayor peso.

  • Agua

  • Mochila

  • Hornillo + Combustible

  • Saco de Dormir

  • Tienda

De las cosas más pesadas que podamos llevar. La primera propuesta es que podemos ahorrar mucho peso utilizando botellas flexibles en lugar de las típicas Botellas de Aluminio. La segunda propuesta es llevar un sistema de filtro de agua si hay fuentes de agua disponible.

Botella de Aluminio – Sigg WMB Traveller 1,5 l

Botella de agua aluminio Sigg WMB Traveller 1,5 l

213 g

Una botella típica de agua de aluminio como Sigg WMB Traveller 1,5 l pesa 213 g.  Cuando la Botella Plegable Nalgene Cantene 1,5 l pesa tan sólo 76 g.  Además valen un 30% menos y ocupan menos de la mitad cuando están plegadas. Cuesta 25,99 €.

VS

Botella Flexible – Nalgen Cantone 1,5 l

Botella Flexible Nalgen Cantone 1,5 l

76 g

La Botella Plegable Nalgene Cantene 1,5 l pesa tan sólo 76 g.  Además valen un 30% menos y ocupan menos de la mitad cuando están plegadas. Cuesta 17,99 €.

Caña con Filtro – Lifestraw Personal

Filtro Lifestraw Personal

56 g

La segunda posibilidad más ligera es cuando vamos a tener acceso a fuentes de agua más o menos limpia durante la ruta podemos llevar una caña con filtro, la recomendable sería una Lifestraw Personal que filtra 99.9999% de bacterias y 99,9% de parásitos. Sirve para filtrar 1000 litros de agua y pesa tan sólo 56 g y es poco más grande que un rotulador grande.

Además permite que no tengamos que llevar mucha agua si planificamos bien la ruta. Suponemos que nos ahorramos de llevar 1,5 litros de agua extra con lo que se ahorran 1,5 kg! Recordar de siempre llevar suficiente agua encima.

MOCHILA

Otra de los principales elementos que podemos reducir peso. Cuando llevas menos cosas y son más pequeñas podemos usar mochila más pequeña por lo tanto menos peso.

Recomendamos no superar 40 l incluso para actividades de invierno, ya sabéis más litros meterás más cosas y tendrá más tela que acabará pesando más.

Por ejemplo para el Camino de Santiago llevamos una mochila de 25 l sin problemas. Nuestro amigo Xavi llevó una mochila de 33 l para GR-11 en solitario.

Mochila Convencional – Millet Ubic 40

Mochila Millet Ubic 40

1330 g

La mochila de Millet Ubic 40 de 40 litros es robusta, modular pero con muchas cintas y pesa 1330 g. Cuesta 159,99 €.

VS

Mochila Ligera – Mammut Trion Light 38+

Mochila Mammut Trion Light 38+

850 g

Y si escogemos una mochila ligera pero resistente de Mammut Trion Light de 38+ litros, pesa menos de 1 kg, tan sólo 850 g! Cuesta 149 €.

HORNILLO + COMBUSTIBLE

Tradicionalmente siempre se utiliza hornillo de gas con su respectivo cartucho. Aunque hoy en día hay otra opción más ligera que son los hornillos de combustible sólido.

Hornillo de Gas

Hornillo Edelrid Kiros STCartucho de Gas Primus 100 g

287 g

Tenemos el Cartucho de gas como Primus de 100 g pesa con la carcasa 198 g. Cuesta 4,99 €. El Hornillo de gas como Edelrid Kiro ST pesa 89 g. Cuesta 31,99 €. Sumado son 287 g.

VS

Hornillo de Combustible Sólido

Hornillo de Combustible Seco Esbit Titan Pastillas de Combustible Sólido Esbit 5 g

21,5 g

Tenemos la opción de llevar hornillos de pastilla de combustible sólido como Esbit Titan que pesa 11,5 g  y que además es plegable. Cuesta 13,99 €. Y 2 pastillas de combustible pesan 5 g cada una, cuesta 3,99 € una caja de 16 pastillas. Lo que hace un total de tan sólo 21,5 g y todo no pasa del tamaño de un paquete de tabaco.

SACO DE DORMIR

Una clásica elección sería un saco de fibras por el precio principalmente. Aunque los sacos de pluma son más caras abrigan más, se comprimen más y pesan menos. Pero son más delicados con la humedad. Conviene que tenga una tela exterior repelente al agua.

Saco de Dormir de Fibra

Saco de Dormir Carinthia G 180 L

1010 g

Un buen ejemplo puede ser Carinthia G 180 que permite una temperatura de confort de 2,9 ºC y con un buen peso de 1010 g. Cuesta 229,99 €.

VS

Saco de Dormir de Pluma

Saco de Dormir Sea-to-Summit Spark spII

510 g

La forma de reducir el peso es usar saco de plumas como Sea-to-Summit Spark Spll con relleno de plumón de 850+ y temperatura de confort de 7 ºC. Reduce el peso a casi la mitad, 510 g. Además el volumen al guardarlo es mucho menor, pero tiene la desventaja de precio. Cuesta 296,99 €.

TIENDA

Normalmente cuando tenemos que acampar optamos por llevar una tienda. A medida que va mejorando los materiales sus pesos se van reduciendo. Aunque hay una alternativa si el tiempo no es muy complicado que es llevar una funda de vivac. Una funda de Vivac no es más que un saco de membrana que se pone por encima del saco de dormir.

Esta opción es muy ligera y compacta. Evidentemente no tiene el mismo nivel de protección que una tienda pero cuando el peso aprima podemos usar esta alternativa.

Tienda de Campaña

Tienda de Campaña Camp Minima 1 SL

1100 g

Una tienda de campaña individual muy ligera como Camp Minima 1 SL pesa 1,1 kg y cuesta 199,99 €.

VS

Funda de Vivac

Funda Vivac MST E-Bivy

250 g

La alternativa es ir con Funda de Vivac como MSR E-Bivy si la meteo no es muy complicado, pesa unos increíbles 250 g! Cuesta 101,99 €.

Conclusión

Sustituyendo la botella de agua de aluminio por un sistema de filtro de agua podemos ahorrar 1657 g. Usando un modelo de mochila más ligera podemos ahorrar 475 g. Llevando un saco de dormir de plumas buena en lugar una de fibra puede ahorrarnos 500 g. Llevando una funda de Vivac en lugar de una tienda podemos ahorrarnos 850 g. Y finalmente sustituyendo el sistema de cocina a gas para pasarlo a combustible sólido podemos ahorrarnos 265,5 g.

Además en todos los casos el volumen es más pequeño y hay diferencias de precio asumibles.

Reducción de Peso

¡3,75 kg!

Hay muchos otros trucos para aligerar tu mochila de montaña que os explicaremos en otros artículos.

*Las fotos son de los respectivos fabricantes.

¡Compártelo!

✉ ¿Te pareció interesante? ¡Suscríbete a nuevos Artículos de Montaña! ✉

Print Friendly, PDF & Email